No hay duda alguna: lo que antes era ciencia ficción, ahora parece -de manera unánime- una realidad que no está lejos de llegar.


¿Quién nos iba a decir que alguna vez podríamos ejercer de Tom Cruise controlando todo con la punta de nuestros dedos? Avanzamos a pasos agigantados hacia fronteras hasta hace poco inexistentes.

“¿Y ahora qué?”
Esta podría ser la pregunta que todos nos plantearíamos tras ser conscientes de lo que está por llegar, pero todas estas innovaciones (o predicciones de las mismas) traerán consigo algo más que un cambio en nuestros hábitos rutinarios; son un paso más en un camino que se inició hace bien poco con la revolución digital y que modificarán (si no lo están haciedo ya) de raíz mundos como el de la prensa.

Los nuevos diarios digitales buscan captar la atención del público

Los nuevos diarios digitales buscan captar la atención del público

Los nuevos medios proporcionan posibilidades ilimitadas, como poder realizar nuestra labor sin influencia alguna de la ubicación física. La información desde donde quieras, cuando quieras, como quieras.

Por supuesto, todo trae cambios (ya lo dice la Teoría del Caos), y aunque tanto prensa tradicional, como digital cuentan con ventajas y desventajas, parece que en poco tiempo se está imponiendo esta última.

Sin embargo, ¿somos conscientes de estas modificaciones? ¿Pueden desaparecer las redacciones? Para cada vez más cierto que sí… siempre que haya conexión a Internet el lugar es, como ya hemos dicho, trivial…¡hay que reducir costes! (si es que se puede más). Ahora – y aquí viene uno de los grandes dilemas- ¿se discernirá entre profesionales de la información y “simples” blogeros ávidos de informar? ¿Respetan estos últimos las reglas establecidas en el gremio o se aprovechan de su condición de “independencia profesional”?

Lo que parece claro es que el futuro cada vez pinta más negro para la prensa digital. El informe anual sobre el estado del periodismo norteamericano así lo expresa, y el State of the News Media (SNM) añade que la industria de la prensa, “ha entrado en 2009 en algo peligrosamente próximo a la caída libre”. Todo dependerá de la capacidad que tenga este sector para renovarse (dato: en 2006, un 72.8 por ciento de las empresas disponía de página Web propia, en 2007 esta cifra se sitúa en un 90.1 por ciento).

En definitiva, parece claro por dónde pasará el futuro. Lo digital arrancó hace bien poco; predomina a día de hoy; y monopolizará el futuro. Como diría Darwin: “¡adaptémonos!”

Anuncios

1 Response so far »

  1. 1

    danigamez said,

    ¿como crees que se tendrá que adaptar la prensa a su nueva realidad? se supone que la especialiación , la calidad y el análisis serán clave.

    Por cierto te añado a mi bloc en el blogroll.


Comment RSS · TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: